En nuestra amplia trayectoria como residencia de mayores en Cádiz, hemos podido comprobar, en primera mano, la importancia que tiene la actividad física en las personas mayores. Es por eso que queremos aprovechar este post para tratar de concienciaros de la consideración de este asunto.

Está comprobado que realizar ejercicio físico, sobre todo los del tipo aeróbico, ayuda a prevenir ciertos problemas coronarios, de circulación, presión arterial, obesidad e, incluso, diabetes. Además, un organismo que se mantenga activo correrá menos riesgo a padecer problemas de osteoporosis o depresión.

Queremos señalar, gracias a nuestra experiencia como residencia de mayores en Cádiz, que no nos referimos a un ejercicio extenuante, sino que puede aproximarse más  a una actividad recreativa, que pueda ayudar a las personas a liberar tensiones y reafirmarse personal y socialmente.

El objetivo del ejercicio físico en las personas mayores es doble. Por una parte, reducir el riesgo de padecer problemas y prolongar la longevidad. Por el otro, se trata de conseguir un incremento en la calidad de vida, de manera que se pueda conservar cierto nivel de autonomía.

Es importante inculcar esta importancia a nuestros mayores, ya que, a medida que envejecemos, tendemos más al sedentarismo, lo que puede provocar ciertos problemas a nivel cardiovascular, respiratorio, metabólico e, incluso, esquelético. De esta manera, es normal que muchas personas puedan ver reducida drásticamente su calidad de vida, su capacidad de esfuerzo o sus habilidades motoras y motrices.

En la Residencia Virgen del Carmen somos especialistas en proporcionar los mejores cuidados a nuestros pacientes. Nuestros expertos te atenderán de la forma más profesional, ofreciéndote los cuidados más eficaces.